¿Crisis Institucional?

¿Crisis Institucional?

149
0
SHARE
Person voting

Don Ricardo Lagos Escobar, ex presidente de la República, ha dicho públicamente en el pasado 28 de Julio, que “esta es la peor crisis política e institucional de Chile de los últimos tiempos”. Esto lo comentó a propósito de la falta de representación ciudadana que tienen los políticos actuales y la ausencia de confianza generalizada que existe sobre ellos.

 

¿Es posible calificar esto como una “crisis”?

 

Si nos vamos a la Real Academia de la Lengua Española , y buscamos la definición de la palabra “crisis”, encontraremos una noción muy adecuada para nuestra situación Cambio profundo y de consecuencias importantes en un proceso o una situación,o en la manera en que estos son apreciados”. Acerca de esta idea , entonces podremos decir que sí: Vivimos una crisis. Una en el cual se aprecia un cambio institucional en la visión del ciudadano chileno habitual: Es más crítico, incrédulo y pesimista con sus representantes.

 

Pero una crisis no tiene por qué tomarse de forma negativa. Este significado que hemos elegido para entenderla, refleja un aspecto muy positivo:  La chilena o chileno en general ya no le es tan indiferente lo que pasa en la política actual. Manifiesta su descontento por medio de prácticas que antes no se veían: Exclama masivamente en las marchas, participa en movimientos ciudadanos no partidistas y opina más acerca del comportamiento de los políticos que hace 10 o 20 años atrás.

 

Es por ello que hay una falta de interés en votar por los políticos actuales, de parte de la ciudadanía. Seguramente tú, querido lector, sientes que irías a perder el tiempo en sufragar  por personas que siempre acaparan puestos de poder, que nunca dan espacio a otros actores en los puestos de elección popular y que actúan muchas veces motivados por el ejercicio de sus intereses personales por sobre su rol público. Por eso , muy probablemente prefieres hacer otra cosa que ir a sufragar. No crees que valga la pena.

 

Ante esto, si tú crees que tu voto no es más que solo un desperdicio de tinta , tiempo y esfuerzo, déjame comunicarte lo equivocado que estás. Te preguntarás: “¿Por qué estoy equivocado en ello?”. Por lo siguiente: Porque en el Chile que vivimos, no importa cuantas marchas se hagan y cuanta abstenciones se vean por la gente: Si van a votar los mismos de siempre, aquellos que actualmente no son ni el cuarto de la población de votantes totales, por consecuencia natural: Saldrán los mismos políticos de siempre. Sí, esos mismos que tanto aborreces y te indignan ver en investigaciones de corrupción, por perpetuarse en el poder.

 

Por tanto: Vaya a votar, querido lector. Porque adivine: Sino lo hace, le hará un favor a los mismos políticos conocidos. Ellos esperan que a usted le dé igual esto, que no le apetezca  ir a una urna y que se quede en la casa haciendo cualquier otra cosa, menos sufragar. Así, con sus grupos pequeños pero fieles de votantes, se seguirán perpetuando. ¿Los quiere detener? ¿Le interesa fastidiarlos? Vote en contra de ellos, sea por opciones nuevas o con un voto explícitamente nulo. Así les dará un mensaje que ellos por conveniencia,no han querido  masificar a la población: Con una cantidad significativa de votos, hay alternancia del poder. Sí, aquello a lo que ellos más temen.

 

Sino lo hace: No se queje. Téngase por avisado y no alegue después.

Gonzalo Martí
columnista-2Las opiniones expresadas son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan las de la Comunidad El Tributo, la de sus directores u otros miembros.

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY